16 septiembre 2016

El laberinto de agua, Eric Frattini

  • Título: El laberinto de agua
  • Título original: El laberinto de agua
  • Autor: Eric Frattini
  • Editorial: Espasa
  • Edición: Enero de 2009
  • Encuadernación: Rústica con solapas
  • Idioma: Español
  • Páginas: 424
  • ISBN: 9788467030532
  • Precio: 10€
Cuando la joven arqueóloga Afdera Brooks acude al lecho de muerte de su abuela, una excéntrica millonaria, coleccionista de obras de arte, recibe como legado las pistas para llegar a una caja de seguridad de un banco americano donde se custodia un antiquísimo manuscrito.

Afdera emprende un viaje por medio mundo para desentrañar el contenido de ese misterioso documento que culminará en Venecia, el laberinto de agua.

Desde el Vaticano, el maléfico cardenal Lienart hará lo imposible para que la verdad que se esconde en el maltrecho pergamino no salga nunca a la luz.

¿Qué pasaría si el origen del cristianismo no hubiese sido como nos lo han contado?

La primera dificultad que he tenido al escribir esta reseña ha sido cómo calificar el libro. ¿Supense? No realmente. ¿Aventuras? Bueno, algo de movimiento hay en ciertas partes del globo terráqueo. Supongo que lo dejaré en aventuras porque parece más apegado a ese género.

La base histórica en la que basa es buena. El descubrimiento a finales de los 70 del evangelio pérdido de Judas Iscariote, evangelio apócrifo no reconocido por la Iglesia.

Al poco de empezar este libro me di cuenta de que había algo que le faltaba pero no era capaz de identificar el qué hasta que durante una conversación entre Max y Afdera en el restaurante de un hotel lo vi claro. El problema eran los personajes y su falta de emociones. Eran como autómatas, incapaz de transmitir nada incluso en los momentos de más tensión donde deberían tener las emociones a flor de piel. ¿Presenciar como intentan matar a alguien? ¿Enterarte del asesinato de una persona? ¿Declarar tu amor? Todas las reacciones igual de planas. Lo que degenera en unos personajes tan planos como las páginas que los contienen. Aún así, los personajes no es lo único malo de un libro que hace aguas por todos lados. Y no de la que menciona el título.

La historia está plagada de muertes, sucediéndose una tras otra sin parar y careciendo muchas de ella de sentido. Tampoco ayuda que cada vez que maten a alguien se dediquen a dejar un octógono de tela con una frase en latín que es algo así como un cartel de neón gigante que dijera "asesino en serie, por favor para localizar dirijánse a la Sante Sede". ¿Es que todas las fuerzas policiales de medio mundo son unas incompetentes? Lamentablemente de lo que se desprende de este libro sí. Además, tampoco habría estado mal que al menos los asesinatos difirieran unos de otros que eran todos un calco del anterior.

Pero retomando a los personajes, tenemos a nuestra protagonista Afdera Brooks, una joven arqueóloga, rica heredera, de buena educación e inteligente... No, espera, déjame que me replantee lo último porque hay que ser bastante idiota para ir comentando todas y cada una de las hipótesis y conclusiones a las que llegas con el primero que te quiere escuchar, aunque sepas que te están siguiendo y vigilando. Muy incongruente también, aunque tampoco es que su comportamiento case mucho con una joven de buena familia de los años 80 que es la época de ambientación. Otra inconguencia es que una arqueológa como es ella esté dispuesta a meterse en una catacumba destruyendo las paredes a su paso sin importale nada sólo por llegar a su meta cuando cualquier historiador, especialmente un arqueólogo, conoce la importancia de perservar lo más posible en sus descubrimientos

Sí le reconozco al autor la enorme labor de investigación que se nota en cada página, aunque no creo que fuera realmente necesario saber las medidas de todas y cada una de las armas que emplea el Arcángel. Por otro lado, tenemos continúas frases en latín que aunque el autor lo hace muy bien al aclararnos su significado, llega un punto que cada vez que leía lo siguiente me daban ganas de cerrar el libro.
- Fructum pro fructo.
- Silentium pro silentio.
¿Cuántas veces pueden repetirse a lo largo del libro? Debería haber llevado la cuenta.

Sin embargo, a pesar de lo retorcido del cardenal Lienart, las mejores frases han venido de su mano aunque las empleara como crítica y las acabara retorciendo:
El hombre pasa su vida razonando sobre el pasado, quéjandose del presente y temblando por lo venidero.
En definitiva, no lo recomiendo. Se hace pesado y tedioso, la aventura brilla por su ausencia, o al menos no cumple con mis expectativas de lo que consiero una novela de aventuras y la sorpresa del final ni siquera puedo considerarla como tal porque la veía venir desde el principio.

Valoración:

2,5/5

7 comentarios:

  1. Hoooola guapa!

    Primero de todo, a mi los temas religiosos me la repampinflan bastante. Y si a eso encima le sumas que son más planos que el papel cebolla, pues hija, como que lo pones más claro, agua.

    ¿No jodas que va comentando todas las pesquisas? Madre del amor ¡pero que enmarquen la mente brillante que ha escrito este libro!

    Un besoteeee!!! ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que es bastante decepcionante. Con todo lo que se curra el hombre la investigación y cómo mete la pata hasta el acordeón! jajaja

      Un beso guapísima!^^

      Eliminar
  2. Holaaa guapaaa!

    Supongo que viendo mi experiencia con El último Catón te imaginarás que no le iba a dar una oportunidad a este jajaja tengo vetadísimo el género histórico religioso desde esa experiencia.

    Es una pena que no hayas podido disfrutarlo y que partiendo de una buena base se le haya ido la historia con cosas innecesarias (no sé porque les da por matar a gente sin sentido) o que los personajes sean tan especialitos y vacíos.

    Espero que el siguiente libro sea mucho mejor (aunque se que Matar a un ruiseñor lo esta siendo).

    Un beso =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!

      Dios, tu experiencia con el Catón... Lo que te costó ese libro. Curiosamente ahora mismo acabo de leer tu reseña sobre él. Me ha encantado, como ya te he dicho en mi comentario en tu blog ;)

      Es una suerte que hayamos dado con Matar un ruiseñor porque la cosa estaba empezando a ser preocupante. ¡Pero qué racha llevaba!

      Un besito guapísima!!^^

      Eliminar
  3. Hola!
    Pues por la sinopsis pintaba bien... Aunque por lo que me cuentas no creo que le dé una oportunidad.
    Tienes un blog muy bonito, así que me quedo por aquí! ^^
    Un saludo desde th3readersdiary.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!
      Pues sinceramente, mejor dedicar tu tiempo a otro porque este no merece la pena por mi buena que fuera la idea de partida.
      Gracias por pasarte guapísima.
      Nos leemos!^^

      Eliminar
  4. Hola

    Pues coincido con el anterior comentario, al leer la sinopsis me pareción interesante, pero gracias a ti no malgastaré el dinero. Así que super útil tu reseña.
    Saludos!

    ResponderEliminar